miércoles, 24 de septiembre de 2014

Tiempo de cenizas

Aunque han transcurrido ya tres años desde que leí la anterior novela de Jorge Molist "Prométeme que serás libre" y han pasado ante mis ojos muchas y variadas historias de muchos otros libros, no me ha costado nada retomar la trama de aquella para enganchar directamente con su inmediata continuación, "Tiempo de cenizas". Encontramos nuevamente a Joan Serra, protagonista de la anterior novela, instalado en Roma a la sombra del odiado por muchos Papa español Alejandro VI. Joan es ahora un respetado ciudadano propietario de una próspera librería convertida en referente cultural y lugar de reunión política de los catalani, nombre con el que se conoce a los españoles residentes en Roma y partidarios del Papa Borgia y protegidos por su familia.

La vida y el negocio de Joan se encuentran en constante peligro por las inacabables guerras entre bandos, fundamentalmente entre los Borgia y las familia Orsini y Della Rovere, eternos candidatos al papado, las presiones de los distintos bandos que luchan en territorio italiano por la supremacía de los reyes español, francés, los florentinos...  En medio de tan incierto panorama Joan tratará de cumplir con la promesa que le hizo a su padre de luchar por mantenerse simpre libre, además de colaborar en la transmisión de esa idea de libertad a través de los libros que imprime y vende, pero pronto comprobará que muchas cosas le impiden alcanzar plenamente ese ideal de libertad: sus compromisos con el clan de los catalani, las responsabilidades hacia su familia, hacia su negocio y hacia los reyes de España a los que aún les debe servicios. Joan entiende lo difícil que es que un hombre se pueda considerar plenamente libre, que tome siempre las decisiones que desea y no las que debe tomar.
"Hay cosas que, aunque parezcan absurdas, los seres humanos nos vemos obligados a hacer. Esas son las decisiones que nos hacen libres y esclavos a la vez."
Es esta una magnífica novela histórica trufada de aventuras y escenas de acción donde nos codeamos con el Papa Borgia y su familia, los Sforza, Della Rovere, Orsini, El Gran Capitán de las tropas de Fernando de Aragón, Girolamo Savonarola y tantos otros personajes históricos relevantes. Los escenarios fantásticamente recreados nos introducen con facilidad en el relato: los peligrosos callejones de Roma, los palacios de los poderosos, las naves que batallan en el Mediterráneo, la Barcelona medieval y tantos lugares donde se disputan batallas, se traman conjuras y se dirimen luchas intestinas que riegan de cadáveres las calles. Asistimos junto a nuestro protagonista al fin de la época de los caballeros y el triunfo de la pólvora y las balas en el arte de la guerra, al final de la Edad Media y el despertar del Renacimiento junto sus amigos Miquel Corella, más conocido como Don Michelotto, leal servidor de César Borgia, con Niccoló Macchiaveli, florentino refugiado en Roma huyendo del régimen del fanático Savonarola y defensor de la libertad, al igual que Joan que tendrá siempre presente la amenaza de la Inquisición española, gran enemiga de los libros libres. Así se entremezcla la ficción con las figuras históricas con mucha fluidez, intercalando las tramas personales con los hechos históricos con enorme naturalidad y paseándonos de Roma a Florencia y de Nápoles a Barcelona siempre al hilo de acontecimientos dramáticos que giran, en su mayor parte, en torno a la lucha personal del protagonista de hacer prevalecer la libertad de pensamiento sobre las dictaduras de cualquier tipo.
"En la vida estamos siempre a merced de la Providencia. Desconocemos nuestro destino y es imposible vivir sin riesgo. Sin embargo, sí que podemos vivir conforme a nuestras convicciones."
Una recomendable lectura, por tanto, con numerosos y acertados elementos de novela histórica, de aventuras, intensos personajes, poderosos romances y apasionantes pasajes narrados con fuerza y credibilidad. Una novela con la que disfrutar plenamente inmersos en una época convulsa y apasionante de la Historia. Un disfrute de novela, sin duda alguna.



8 comentarios:

  1. Se nota que lo has disfrutado mucho. No me termina de llamar bueno la verdad es que me da pereza aunque parece que lo tiene todo y que engancha. Muchos besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De verdad que sí! Se lee fácil, es muy entretenido y no se hace nada pesado. Lo recomiendo de veras.
      Saludos.

      Eliminar
  2. Todavía no me he estrenado con este autor. Y mira que me llaman y veo buenas reseñas de sus novelas.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que escribe muy bien, da mucha información y a la vez hace unos relatos muy vivos que te sumergen en la época. Decídete y lee algo suyo. Verás que lo disfrutas.
      Saludos.

      Eliminar
  3. Yo también la disfruté mucho. Me resultó muy entretenida; y es que la novela histórica me gusta mucho aunque la tengo un tanto olvidada últimamente.
    Besos, Inmaculada!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que es una novela que te recrea la época, el ambiente, la sociedad del momento... Totalmente recomendable para amantes de la narrativa histórica.
      Saludos.

      Eliminar
  4. cada vez que me paso por aquí me crea ansiedad!! siempre con nuevos libros y yo todavía con una lista interminable!!! pero lo conseguiré, conseguiré acortar la lista.
    besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja, ja!!!! Beba, no quiero ser la causante de tus angustias, por Dios!!! Espero que, poco a poco, vayas reduciendo tu lista de lecturas pendientes, aunque mucho me temo que según la reduces por un extremo ella crece por el otro, te lo advierto, no te hagas muchas ilusiones de acabar con ella.
      Saludos.

      Eliminar